12 abril 2016

Gente que viene y bah, Laura Norton

Gente que viene y bah, Laura Norton
Editorial: Espasa
456 páginas

¿Cuántas probabilidades hay de que te toque el gordo de la lotería? ¿O de que el chico con el que estás a punto de casarte se líe con la presentadora más guapa de la tele la misma semana en la que además pierdes el trabajo?
A Bea le acaba de pasar (excepto lo de la lotería); así que decide huir y refugiarse en la casa de su excéntrica familia buscando un poco de paz, aunque acabará trayendo el caos a la vida de todos. Bea es así. En esta novela vas a encontrar un mercedes rosa, una casa en los árboles, un pelirrojo de caerse de espaldas (literalmente), muchas risas y unas cuantas lágrimas de esas que se lloran a gusto, que te liberan y te reconcilian con la vida. Una historia con la que descubrirás que siempre hay algo bueno esperándote a la vuelta de la esquina. Si sabes verlo. Y si no la cagas.
(Sinopsis de la editorial)


Este año tenía dos objetivos literarios (entre tantos otros): 1. Leer a Beta Coqueta, que todo el mundo está loco con sus historias; 2. Leer a esa del karma, que los libros tienen una pinta fantástica. El primero aún lo tengo pendiente, pero hoy os vengo a hablar de esa del karma, aunque no precisamente de esa novela, sino de la segunda de la autora, Gente que viene y bah.

Tenía la impresión de que los libros de Laura Norton eran cómicos, por eso quería leerlos, para reírme, pero después de haber probado esta novela tengo que decir que yo no creo que el libro sea cómico: es un drama como la copa de un pino, pero tratado de forma cómica. No he leído en los últimos meses un libro que tenga más drama que este, es que todos los personajes tienen lo suyo: la protagonista, Bea, que cancela la boda con su pareja unas semanas antes del gran día porque este se lía con una famosa y que, encima, pierde su trabajo; su hermana, Débora, que tiene un problemón relacionado con su hijo y su marido; el pobre Juan, el marido de Débora, que aunque sea personaje secundario es el que se come el peor marrón; Diego, un viudo con una hija que no habla desde que su madre murió... Y la cosa se va enredando cada vez más, y los problemas se convierten en problemones, y de verdad que las cosas no pueden irles peor a los personajes. No obstante, tenemos a una protagonista descarada, con muy mala leche y un curioso sentido del humor que le pone el puntito gracioso a la historia; y una familia que no puede ser más loca: una madre que siente las enfermedades de aquellos a los que toca, una hija que se encarga de la consulta de la madre, otra hija que es alcaldesa del pueblo, un hijo que se pasa el día delante del ordenador, un padre ausente por motivos de trabajo... y Bea. Y eso por no hablar de los personajes secundarios: un bombero sexy y adorable que tiene que soportar lo indecible, un enano que de repente aparece en las vidas de las mujeres de esta familia, un viudo pelirrojo y desagradable que soporta una enorme carga familiar, un guardia civil gay que no se atreve a salir del armario, un exnovio que no sabe lo que quiere pero que tiene una labia impresionante... y más, hay más, os lo aseguro. Es increíble lo disparatada y exagerada que puede llegar a ser esta historia.

Me gustan las historias cómicas, pero no siempre consiguen hacerme reír. Gente que viene y bah se estaba resistiendo, era incapaz de ver el humor entre tanta tragedia, pero es verdad que tiene algunos puntos muy divertidos y hubo escenas con las que me reí mucho (Bea borracha, Ingrid la arquitecta). En un principio la historia no me estaba encantando, pero poco a poco fue atrapándome y mi impresión general es muy buena. Lo cierto es que es una de esas historias en las que, más que con la trama, congenias con los personajes. Es muy fácil coger cariño a Bea y a su familia, y Diego, a pesar de su mala leche, tiene algo, y me resulta un personaje muy interesante. Gente que viene y bah cuenta, además, con un punto muy importante: engancha. Madre mía si engancha, ¡me tiraba hasta horas intempestivas leyendo! Y, como he dicho, la historia fue ganándome poco a poco, a pesar de sus inconvenientes (que sea demasiado exagerada y prácticamente inverosímil, que tenga tanto drama gratuito y que la autora se pase un poco al hablar de ciertas personas [no sé qué pensaría una persona con enanismo si leyera este libro]). Sí me sucedió que cuando me iba acercando al final, yo, que esperaba que todo se solucionara milagrosamente, iba sorprendiéndome por el cariz que iba tomando la historia. Ahí sí está la parte realista de la trama: a pesar de que en las novelas los problemas encuentran solución prácticamente siempre, en la vida real no es tan fácil. Las cosas estaban chungas al principio y no se solucionan por arte de magia al final. Aunque también me pareció que la historia se vuelve demasiado tremendista, tanto por la relación de las hermanas, como por el final, que no me esperaba para nada y que me sacó alguna lagrimilla.


Gente que viene y bah narra una historia con mucho drama pero que está enmascarado de humor gracias a una protagonista fantástica. Engancha mucho y te saca algunas risas (aunque no tantas como promete), los personajes son fantásticos (a pesar de estar tremendamente exagerados) y el final es sorprende (¿para bien?, ¿para mal?). Yo me quedo con muy buena sensación, aunque no la considero tampoco esa fantástica novela de la que hablan todos.

20 comentarios:

  1. Lo tengo requetependiente!!!

    ResponderEliminar
  2. A mí sí me gustó mucho pero todavía no he leído el primero, no sé por qué pero me da que no me va a gustar lo mismo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues yo tengo curiosidad por el primero. A ver si puedo leerlo pronto :)

      Eliminar
  3. Lo cierto es que no me llamaba mucho, pero más o menos me has convencido jejeje

    Un besito ♥

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si te gustan las novelas cómicas exageradísimas, seguro que esta te gusta ;)
      Un beso

      Eliminar
  4. No lo he leído, gracias por la reseña :P

    Besitos ^^

    ResponderEliminar
  5. Hace muy poco que lo leí y aunque Bea a veces me sacaba un poco de quicio disfrute mucho de la lectura, sobretodo por la forma de mezclar el drama con el humor y que no quede mal
    Un beso

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, yo también la he disfrutado un montón y da gusto lo que engancha :)
      Un beso

      Eliminar
  6. Hola!
    Voy advertida entonces, lo intentare leer cuando sepa que voy a poder digerir tanta desgracia aunque tenga sus momentos de humor.
    Gracias por la reseña.
    ¡un besito!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola!
      A ver, es drama, sí, pero está todo tratado con mucho humor, por lo que en realidad no parece drama, así que por eso no te preocupes. Cuenta con que la historia empieza con la ruptura de la pareja a pocas semanas de la boda, todo un drama, pero la protagonista es tan genial que ni notas que eso en realidad es drama.
      Un beso

      Eliminar
  7. Hola! Yo sí que he leído la del karma que dices tú y me ha pasado un poco lo mismo que a ti. Parecía una novela cómica y aunque en algunos puntos lo es, no me esperaba lo que encontré. Aún así, quedé más o menos satisfecha pero me esperaba más, mucho más. Veré si leo la que tu mencionas ;) Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola! Entonces imagino que será del mismo estilo que esta. A ver si le doy una oportunidad.
      Un beso

      Eliminar
  8. No pinta mal pero tampoco es un libro que me muera por leer, tal vez más adelante le doy una oportunidad.

    Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si no te gusta mucho el género, no te pierdes nada ;)
      Un beso

      Eliminar
  9. A mi me pasó lo mismo que a ti, la contraportada prometía carcajadas y para nada. La historia está bastante bien y la disfruté, pero tampoco era para tanto :P
    ¡Me alegra que al final lo hayas disfrutado! Y espero que le des una oportunidad a los libros de Beta Coqueta. Yo leí la saga Valeria y los dos primeros me gustaron mucho, mientras que los otros dos no tanto xD
    Ya nos contarás con cual te animas :D
    ¡Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Precisamente me gustaría empezar por los libros de Valeria, ojalá pueda hacerlo pronto :)
      Un besote

      Eliminar
  10. No me llama mucho la atención, para ser sincera.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si este género no te atrae, no creo que el libro te guste mucho.

      Eliminar

¡Gracias por tu comentario!